Podcasts de historia

¿Cómo murió Ana Bolena?

¿Cómo murió Ana Bolena?

Quizás la más conocida de todas las muchas esposas de Enrique VIII, Ana Bolena era muy inteligente y, según todos los informes, una de las personalidades dominantes en la famosa corte Tudor.

Ella y sus propias convicciones políticas jugaron un papel importante en la separación de Inglaterra de Roma, y ​​su delicada interpretación de Enrique durante su noviazgo fue magistral. Estas características la hacían irresistible para Henry como amante, pero una vez que se casaron y ella no pudo darle un hijo, sus días estaban contados.

Los primeros años de Anne

La fecha de nacimiento de Anne es motivo de muchas conjeturas entre los estudiosos, pero tuvo lugar en 1501 o 1507. Su familia tenía un buen pedigrí aristocrático y esto, combinado con un encanto precoz, la ayudó a ganar lugares en algunas de las cortes más extravagantes de Europa. .

Su padre, Thomas Boleyn, era diplomático al servicio del rey Enrique y era admirado por Margarita de Austria, gobernante de los Países Bajos e hija del emperador del Sacro Imperio Romano Germánico.

Margaret le ofreció a su hija un lugar en su casa y, aunque aún no tenía doce años, Anne llegó a conocer las estructuras del poder dinástico desde el principio, así como las reglas del amor cortés.

El último trabajo de Suzannah Lipscomb descubre la vida de las mujeres en los siglos XVI y XVII a través de una serie de fuentes judiciales que pocos han examinado. Dan le habla sobre las formas en que estas mujeres eran mucho más violentas y agresivas de lo que se suponía anteriormente, y las formas en que lucharon por el poder en un mundo patriarcal.

Escucha ahora

Aunque su educación formal fue bastante limitada, la corte fue un lugar fácil para interesarse por la literatura, la poesía, el arte y la filosofía religiosa pesada, especialmente después de que ingresó al servicio de la hijastra de Margaret, la reina Claude de Francia, con quien se quedaría. por siete años.

Fue allí en la corte francesa donde realmente floreció, atrayendo la atención de muchos pretendientes y mejorando enormemente su capacidad para comprender y navegar en el mundo dominado por los hombres en el que vivía.

En París, también es probable que cayera bajo la influencia de la hermana del rey de Francia, Marguerite de Navarra, quien fue una famosa mecenas de humanistas y reformadores de la iglesia.

Protegida por su condición de hermana del rey, la propia Marguerite también escribió tratados antipapales que hubieran llevado a cualquier otra persona a una cárcel inquisitorial. Es probable que estas notables influencias desempeñaron un papel importante en la formación de las convicciones personales de Anne, y luego las de su futuro esposo al separarse de Roma.

Romance con Enrique VIII

En enero de 1522, Anne fue llamada a Inglaterra para casarse con su primo irlandés terrateniente, el conde de Ormonde, James Butler. A estas alturas, se la consideraba una pareja atractiva y deseable, y las descripciones contemporáneas de su enfoque en su piel aceitunada, cabello largo y oscuro y figura elegante y esbelta la convertían en una buena bailarina.

Afortunadamente para ella (o quizás desafortunadamente en retrospectiva) el matrimonio con el poco impresionante Butler fracasó, justo cuando la familia Bolena llamó la atención del rey Enrique.

Mary, la hermana mayor de Ana, ya famosa por sus aventuras con el rey de Francia y sus cortesanos, se había convertido en la amante del rey y, como resultado, la joven Bolena hizo su primera aparición en la Corte Inglesa en marzo.

Con su ropa francesa, educación y sofisticación, se destacó entre la multitud y rápidamente se convirtió en una de las mujeres más codiciadas de Inglaterra. Uno de sus muchos pretendientes fue Henry Percy, el poderoso futuro conde de Northumberland, con quien acordó en secreto casarse hasta que su padre prohibió la unión.

Parte 1 de nuestra serie Tudor de 3 partes, lanzada para coincidir con el 469 aniversario de la muerte del rey Enrique VIII. En este podcast, la historiadora Anna Whitelock habla con Dan sobre los monarcas Tudor que a menudo se pasan por alto: Enrique VII y la Reina María.

Escucha ahora

Todos los relatos de la época sugieren que Anne se deleitaba con toda la atención que estaba recibiendo y era extremadamente buena atrayéndola y manteniéndola con ingenio y vivacidad.

En 1526, el propio rey, aburrido de su primera esposa, Catalina de Aragón, estaba cada vez más enamorado de Ana, después de haber prescindido de su hermana desde hacía mucho tiempo.

Anne era ambiciosa y astuta, y sabía que si sucumbía rápidamente a los avances del Rey, recibiría el mismo trato que Mary y, por lo tanto, se negaba a dormir con él e incluso abandonaba la corte cada vez que él comenzaba a ser un poco atrevido.

Estas tácticas parecieron funcionar, porque Henry le propuso matrimonio en un año, a pesar de que todavía estaba casado con Catherine. Aunque definitivamente estaba enamorado, también había un aspecto más político en esta búsqueda.

Con la mente a medias volviendo a los problemas de sucesión que habían plagado el siglo anterior, Henry también estaba desesperado por tener un hijo, algo que la ahora anciana Catherine parecía poco probable que le diera.

Por esta razón, estaba aún más desesperado por casarse con Anne y consumar su unión, asegurándole que podría obtener el divorcio del Papa con facilidad. Sin embargo, desafortunadamente para Enrique, el Papa era ahora un prisionero y un rehén virtual del Emperador del Sacro Imperio Romano Germánico, un hombre que resultó ser el sobrino de Catalina.

Como era de esperar, la solicitud de anulación fue rechazada y el rey comenzó a considerar la posibilidad de tomar medidas más drásticas. En esto fue alentado por Anne, quien, recordando su tiempo con Marguerite, le mostró libros anti-papales y agregó su propio apoyo detrás de una ruptura con Roma.

El proceso tomó mucho tiempo, y no se completó hasta 1532, pero en ese momento Katherine había sido desterrada y su rival más joven estaba en ascenso.

Incluso antes de que se casaran formalmente en noviembre de ese año, Anne fue una gran influencia en Henry y su formulación de políticas. Numerosos embajadores extranjeros comentaron la importancia de ganar su aprobación, y sus vínculos con Irlanda y Francia ayudaron al rey a suavizar su sensacional ruptura con Roma.

Reina de Inglaterra

Ana fue coronada reina en junio de 1533, y su visible embarazo deleitó al rey, quien se convenció a sí mismo de que el niño sería un niño.

La nueva reina también tenía un papel político importante que desempeñar, ya que la política y las declaraciones del Papa hacia Enrique se volvieron más desagradables y la perspectiva religiosa de la nación comenzó a cambiar rápidamente en respuesta. Mientras tanto, la niña nació prematura en septiembre y decepcionó a todos por ser una niña: Elizabeth.

El torneo de justas organizado para celebrar el nacimiento fue rápidamente cancelado. Esto apagó el entusiasmo de Henry por su nueva esposa y, a fines de 1534, ya estaba hablando de reemplazarla.

Su deseo de involucrarse políticamente comenzaba a irritarlo, y un aborto espontáneo final en enero de 1536, que según ella se debió a la preocupación después de que el rey fue desmontado y herido en una justa, selló su destino.

Para entonces, la mirada siempre errante del rey se había vuelto hacia la más sencilla pero más sumisa Jane Seymour, y enfureció a Anne abriendo con frecuencia un relicario que contenía su foto, incluso cuando estaban juntos.

Para empeorar las cosas, la reina también estaba peleando con el favorito de Enrique, Thomas Cromwell, por la distribución de tierras de la iglesia, y juntos el rey y Cromwell empezaron a planear su caída durante esa primavera.

En nuestro primer Our Site Live en asociación con la Academia Británica, Dan habla con Diarmaid MacCulloch sobre Thomas Cromwell, si la Reforma fue como Brexit o no, y qué está mal con Putney.

Escucha ahora

En abril, un músico al servicio de Anne fue arrestado y torturado hasta que confesó haber cometido adulterio con ella, y hasta mayo continuaron una serie de arrestos de supuestos amantes, incluido su hermano George, acusado de incesto.

Como el sexo con la reina podía dañar la línea de sucesión, se consideraba alta traición y se castigaba con la muerte, tanto para Anne como para sus supuestos amantes.

Decapitación

El 2 de mayo, la propia reina fue arrestada y, comprensiblemente desconcertada, escribió una larga y amorosa carta a Enrique suplicando su liberación. Ella no recibió respuesta.

Como era de esperar, fue declarada culpable en su camino, y su antiguo amor, Henry Percy, que estaba en el jurado, se derrumbó cuando se aprobó el veredicto.

El último acto de dudosa bondad de Henry hacia su ahora ex esposa fue conseguir un espadachín profesional de Francia para realizar la ejecución, que se dice que ella encontró con gran coraje, en un final extraordinario para una mujer extraordinaria.


Tu guía para Mary Boleyn, hermana de Anne Boleyn

Mary Boleyn es mejor conocida como la hermana de Ana Bolena, quien impulsó a Enrique VIII a poner fin a su primer matrimonio y romper con Roma para convertirse en su segunda reina. Sin embargo, Ana no fue la primera Bolena en llamar la atención del rey. Escribiendo para HistoriaExtra, la historiadora Lauren Mackay considera lo que se sabe sobre la "otra chica Bolena" y su relación con su hermana condenada ...

Esta competición se ha cerrado

Publicado: 12 de octubre de 2020 a las 4:18 pm

Ha sido objeto de biografías, romantizadas (y denigradas) en novelas históricas, películas, programas de televisión. y, sin embargo, la verdadera Mary Boleyn sigue siendo una esquiva personalidad Tudor, entrando y saliendo de las fuentes. Con solo un pequeño puñado de evidencia textual, hemos intentado en vano colorear su vida y dar cuerpo a los escasos hechos que hacer tengo.

Los primeros años de Mary Boleyn

Mary era la mayor de los tres hijos supervivientes de Thomas y Elizabeth Boleyn. Al igual que sus hermanos, Anne y George, muchos detalles sobre los años de formación de Mary siguen siendo un misterio, y no podemos estar exactamente seguros en qué orden nacieron los hermanos. Sin embargo, podemos estar bastante seguros de que los niños nacieron entre 1500 y 1507, en la finca Boleyn de Blickling Hall, en Norfolk.

La familia Bolena era muy respetada en la corte, su herencia era una mezcla de mercantil y noble, y Thomas Bolena había construido con éxito sobre los cimientos puestos por su padre y su abuelo. Él era igualmente ambicioso para sus hijos y consiguió la educación sofisticada de Anne en la corte de Margarita de Austria en Mechelen, mientras que es probable que Mary fuera instruida en Blickling y luego en el castillo de Hever en Kent. La educación de Mary fue ciertamente menos glamorosa que la de Anne, pero ella, al igual que su hermano, disfrutó de una educación integral acorde con su estatus.

Escuche: Lauren Mackay habla sobre las tumultuosas vidas del padre y el hermano de Anne Boleyn, Thomas y George, en este episodio del podcast HistoryExtra:

Conexiones reales

En 1514, el padre de María le aseguró un puesto como dama de honor de la hermana menor de Enrique VIII, la princesa María Tudor, acompañando a la princesa a Francia para su matrimonio con el rey Luis XII. Probablemente fue aceptada porque tenía algunos conocimientos y habilidades para hablar francés, una gran ventaja para la futura reina en una corte extranjera. Desafortunadamente, Luis murió a los pocos meses de casarse, pero María Bolena no siguió a su amante de regreso a Inglaterra, y en cambio se quedó para servir en la corte del nuevo rey, Francisco I.

Durante su tiempo en la corte francesa, María fue objeto de rumores de promiscuidad, e incluso se creyó que había sido la amante de Francisco I, que luego fue etiquetada como una "gran e infame puta". Las acusaciones no se basan en pruebas, sino que formaban parte de una agenda para mancillar la reputación de la familia Bolena durante el matrimonio de Enrique con Ana Bolena, para mostrar cuán degradada e inmoral era la familia y, por lo tanto, por qué Ana no era digna de la corona.


Anne Boleyn ha tenido mala reputación durante casi 500 años. Así es como un historiador quiere cambiar eso

Como segunda esposa del rey Enrique VIII, Ana Bolena fue una de las mujeres más poderosas del mundo en el siglo XVI. De hecho, el deseo de Henry & rsquos de anular su primer matrimonio con Catalina de Aragón para poder perseguir a Anne es ampliamente reconocido como un factor clave que llevó a Inglaterra a romper con la Iglesia Católica Romana en 1533. Aun así, sus compañeros en la corte de Tudor no se contuvo cuando se trataba de sus ideas sobre ella. Las descripciones contemporáneas de Bolena la pintaban como una seductora, hambrienta de poder e incluso como una bruja de seis dedos que encantaba al rey.

Y esas descripciones se quedaron.

Durante cientos de años, la mala reputación de Anne Boleyn se ha extendido tanto a las narrativas históricas convencionales como a las representaciones populares de este período de tiempo. Y no hubo escasez de ellos: la historia de la mujer que había sido la reina de Henry durante solo tres años antes de que él ordenara su decapitación en 1536, por cargos de traición, ha conservado el interés público y mdash no busque más allá de la película. La otra Bolena, en la que Natalie Portman retrata a Bolena como una tentadora intrigante, o la serie de televisión Salón del lobo, con Claire Foy y rsquos Anne como parte de una familia ambiciosa y socialista.

Pero para la historiadora Hayley Nolan, esas representaciones de Boleyn plantearon varias preguntas sin respuesta.

"Quería llegar a la verdad de por qué y cómo Henry pudo hacerle eso a Anne", dice Nolan. "Luego, al investigarlo, descubrí que todo lo que nos han dicho sobre Anne no es la verdad".

Nuevo libro de Nolan & rsquos, Anne Boleyn: 500 años de mentiras, es en parte biografía y en parte exposiciones históricas, desafiando las fuentes convencionales que se usan a menudo para explorar la vida de Bolena y rsquos al tiempo que destaca los esfuerzos humanitarios, religiosos y políticos de la reina y rsquos.

Muchas historias populares describen a Bolena poniendo su mirada en Enrique en busca de poder, y el rey haciendo el máximo sacrificio por amor al elegir romper con Roma para casarse con ella. Se ha hablado mucho de las cartas de amor que le escribió Enrique VIII. Aunque sin fecha, se cree que las cartas supervivientes de su correspondencia (solo Henry y rsquos permanecen Bolena y los rsquos no han sobrevivido) abarcan casi tres años.

Sin embargo, como deja en claro el relato de Nolan, el rey había estado investigando en secreto sobre el divorcio de Catalina de Aragón años antes de que Bolena entrara en escena, y Bolena de hecho se resistió a los avances del rey. Se escapó de la corte real durante un año a partir del verano de 1526 para escapar, y esas cartas de amor parecen abarcar el momento en que estuvo ausente de la corte, distanciándose de sus avances. & ldquoLos ​​historiadores que reconocen esto dicen que fue una táctica calculada y un chantaje sexual y mdash el último ejemplo de & lsquowhen una niña dice que no, realmente quiere decir que sí, & rsquo & rdquo dice el historiador. & ldquoHay historiadores que están llamando a Henry & rsquos hostigamiento cartas de amor y afirman que condenó a muerte a la reina que amaba. Lo siento, pero la forma en que un hombre mata a una mujer no prueba su amor por ella. Si puede terminar en decapitación, nunca fue amor. & Rdquo

Nolan ve paralelismos con la forma en que se cuentan hoy algunas historias sobre mujeres. A principios de este otoño, un jurado de Nueva Zelanda encontró a un hombre de 27 años culpable del asesinato de la mochilera británica Grace Millane. Su defensa se basó en la afirmación de que Millane había muerto accidentalmente durante el sexo consensuado, varios titulares de los medios sobre el caso fueron criticados por centrarse desproporcionadamente en la historia sexual de Millane & rsquos.

"Incluso si la gente intenta decir que [el período Tudor] fue una época diferente, no, no lo fue", dice Nolan. "Siempre trata de desacreditar a la víctima cuando en realidad tenemos que defender a la víctima" y mdash, es por eso que no podemos descartar la romantización de la historia de Anne. Se filtra y tiene un efecto. & # 8221

Ninguna parte de la historia de Bolena lo aclara más que el final.

Bolena fue arrestada junto con cinco hombres y fue acusada de cometer adulterio con & mdash, uno de los cuales era su propio hermano George & mdash en mayo de 1536. Primero fue juzgada y declarada culpable de adulterio, incesto y alta traición, incluido el cargo que planeó. matar al Rey para que ella pudiera fugarse con un amante. Pero en ese momento, Henry ya estaba profundamente enamorado de su propia amante Jane Seymour y estaría comprometido con ella al día siguiente de la ejecución de Bolena.

Nolan sospecha que hubo más en la historia que adulterio, un tema polémico sobre el que los historiadores han estado en desacuerdo durante décadas. Muchos historiadores sospechan que los cargos contra Bolena fueron al menos exagerados y, en el peor de los casos, totalmente fabricados por Thomas Cromwell, un asesor de Henry que estaba involucrado en una lucha de poder con la reina Nolan argumenta que la falta de privacidad de la reina y su religión profundamente arraigada. Las creencias habrían dificultado la infidelidad, y mucho menos con varios hombres.

Dos meses antes de su ejecución, Bolena participó en la aprobación de una legislación nacional titulada Ley de pobres, que establecía que los funcionarios locales deberían encontrar trabajo para los desempleados. La ley implicaba la creación de un nuevo consejo de gobierno que rivalizaba con el encabezado por Cromwell. "De repente, tenemos una razón mucho más devastadora de por qué Cromwell se vería inmensamente amenazado por la Reina", dice Nolan. "Ella no era una matona o seductora despiadada, en realidad era una política en activo que murió por impulsar esta ley radical contra la pobreza en el parlamento". Semana del Parlamento este noviembre.

La interpretación histórica tradicional de Anne Boleyn se ha basado en fuentes que oscurecieron esa parte de su historia. Por ejemplo, dice Nolan, el embajador español Eustace Chapuys es una fuente de muchos escritos contemporáneos sobre ella, pero fue un partidario de Catalina de Aragón. E incluso más allá del embajador, las personas que llevaron los registros en el siglo XVI y las personas que los interpretaron en los siglos siguientes tendían a ser abrumadoramente masculinos. A Nolan, le trajeron la perspectiva de que las mujeres solo logran el poder mediante & # 8220 engaños & # 8221.

Y, argumenta, corregir la historia de Bolena y rsquos tiene implicaciones más amplias para la forma en que se cuentan las historias de mujeres y rsquos. "Enviamos un mensaje peligroso al mundo cuando les decimos a los lectores y espectadores que las mujeres solo quieren el poder por razones egoístas y frívolas", dice. & # 8220Cuando les decimos a los lectores que Anne fue asesinada porque tuvo una serie de aventuras tórridas, implica que las mujeres merecen su caída. & # 8221

En Mujeres y poder: un manifiesto, la clasicista Mary Beard remonta las raíces de la misoginia hasta los antiguos griegos, encontrando la imagen de la venenosa Medusa traspuesta a las líderes femeninas contemporáneas, incluidas Angela Merkel y Hillary Clinton. En el Reino Unido, este año varias mujeres políticas han anunciado que no se presentarán a las próximas elecciones generales de diciembre, citando el aumento de los abusos en forma de amenazas de muerte y violación. Fue este clima el que dejó a Nolan decidido a hacer que se escuchara la historia de Bolena.

& # 8220 Su historia es más relevante ahora que nunca, porque fue una política que fue derribada & # 8221, dice Nolan. & # 8220 Esto todavía está sucediendo, y es por eso que necesitamos aprender lo que realmente sucedió para asegurarnos de que la historia nunca se repita nunca más. & # 8221


Arresto y encarcelamiento & # xA0

Al ver la posición débil de Anne & # x2019, sus numerosos enemigos aprovecharon la oportunidad de provocar la caída de & # x201Cthe Concubine & # x201D y lanzaron una investigación que recopiló pruebas en su contra.

Después de que Mark Smeaton, un músico de la corte, confesó (posiblemente bajo tortura) que había cometido adulterio con la reina, el drama se puso en marcha en la celebración del Primero de Mayo en el palacio ribereño del rey & # x2019s en Greenwich.

El rey Enrique se fue repentinamente en medio del torneo de justas del día, que incluía a Anne y el hermano George Boleyn, el vizconde Rochford y Sir Henry Norris, uno de los amigos más cercanos del rey y un oficial real en su casa. No dio ninguna explicación de su partida a la reina Ana, a quien nunca volvería a ver.

En rápida sucesión, Norris y Rochford fueron arrestados por cargos de adulterio con la reina (incesto, en el caso Rochford & # x2019s) y conspirar con ella contra su esposo. Sir Frances Weston y Sir William Brereton fueron arrestados en los días siguientes por cargos similares, mientras que la propia reina Ana fue detenida en Greenwich el 2 de mayo.


Ana Bolena

Ana Bolena (c. 1501-1536) fue la segunda esposa de Enrique VIII de Inglaterra (r. 1509-1547). Ana, a veces conocida como 'Ana de los mil días' en referencia a su breve reinado como reina, fue acusada de adulterio y ejecutada en la Torre de Londres en mayo de 1536.

Enrique pudo tener a Ana como su reina cuando su primer matrimonio con Catalina de Aragón (1485-1536) fue finalmente anulado después de muchas palabrerías en 1533. Aún en busca de un heredero, el rey se decepcionaría de nuevo cuando Ana dio a luz a una hija, Isabel, la futura reina Isabel I de Inglaterra (r. 1558-1603). La ejecución de Anne, un acto brutal final de un matrimonio desafortunado, dejó a Henry libre para casarse con su tercera esposa, Jane Seymour, y continuar su búsqueda de un heredero varón.

Anuncio publicitario

Catalina de Aragón

Enrique VIII (n. 1491) se había casado con la princesa española Catalina de Aragón en junio de 1509. Catalina se había casado con el hermano mayor de Enrique, Arturo, en 1501, pero el príncipe había muerto al año siguiente. El matrimonio de Enrique parecía feliz en sus primeros años, pero de los seis hijos de la reina, sólo uno sobrevivió a la infancia, una niña, María, nacida en febrero de 1516. Enrique, mientras tanto, tenía un hijo ilegítimo, Enrique Fitzroy, duque de Richmond (n. 1519), con una amante, una tal Elizabeth Blount, por lo que el rey comenzó a culpar a su reina por no producir un heredero varón sano y legítimo. Catalina era seis años mayor que Enrique y la diferencia de edad comenzó a notarse a mediados de la década de 1520, el rey estaba ansioso por tener una esposa más joven que pudiera darle un hijo. Sin embargo, anular su matrimonio, lo que el rey llamó su "gran asunto", resultaría difícil y tendría consecuencias de gran alcance.

Alrededor de 1526, Enrique VIII llamó la atención de la hermosa dama de honor Ana Bolena, hermana menor de María Bolena, una de sus antiguas conquistas. Anne nació c. 1501, hija de Sir Thomas Boleyn (futuro conde de Wiltshire) y Elizabeth Howard, hija de Thomas Howard, duque de Norfolk. Incluso tenía una conexión real, ya que su tía era la hija menor de Eduardo IV de Inglaterra (r. 1461-1470 y 1471-1483). En su juventud, Anne vivió en la casa familiar, el castillo de Hever en Kent, y luego fue educada en los Países Bajos y en la corte francesa. Anne se unió a la corte del rey Enrique en 1522.

Anuncio publicitario

Anne, de cabello oscuro, delgada y sofisticada, lo suficientemente inteligente como para darse cuenta de que estaba a punto de convertirse en un peón en un juego de tronos, rechazó los regalos de cortejo de joyas de Enrique y se negó a acostarse con el rey hasta que se casaran. Con este fin, Enrique escribió una carta al Papa Clemente VII (r. 1523-1534) en 1527 sugiriendo que la falta de un heredero varón era el castigo de Dios por el hecho de que Enrique se casara con la esposa de su difunto hermano, un punto respaldado por el Antiguo Testamento ( la 'Prohibición de Levítico', Levítico cap.20 v.21). En consecuencia, el rey deseaba que el Papa anulara el matrimonio, ya que nunca debería haberse permitido en primer lugar.

Regístrese para recibir nuestro boletín semanal gratuito por correo electrónico.

La siguiente táctica de Enrique fue separar permanentemente a Catalina de su hija María y trasladarla por el país a varias residencias en ruinas, aunque esto no acabó con la popularidad de la reina entre la gente. Mientras tanto, Henry y Anne Boleyn vivían juntos (pero no dormían juntos). Anne recibió el título de Marqués de Pembroke con propiedades e ingresos equivalentes. El rey estaba lo suficientemente seguro de su posición moral como para viajar a Francia con Anne como su consorte oficial en octubre de 1532. En algún momento de diciembre de 1532, Anne, tal vez viendo a un bebé como la mejor manera de deshacerse de su rival Catalina, se acostó con el rey. rey y quedó embarazada.

Una iglesia dividida

Un nuevo arzobispo de Canterbury, Thomas Cranmer, que también estaba ansioso por separar la Iglesia inglesa de Roma, anuló formalmente el primer matrimonio de Enrique el 23 de mayo de 1533. Cranmer también había sido capellán del padre de Ana en 1529. Con la aprobación de la ley en Restricción de las apelaciones por parte del Parlamento (redactado por Cromwell), Catherine no pudo recurrir a ninguna apelación. La decisión fue definitiva. La anulación y la aprobación por el Parlamento del Acta de Sucesión (30 de abril de 1534) significaron que la hija de Catalina, María, fue declarada ilegítima, se juró lealtad a la reina Ana y se reconoció a cualquiera de sus descendientes como herederos oficiales del trono. A Catalina se le prohibió usar el título 'Reina de Inglaterra' y tuvo que usar en su lugar 'Princesa viuda'. Catherine, que efectivamente vivía bajo arresto domiciliario, murió de cáncer en enero de 1536.

Anuncio publicitario

Matrimonio e hija

Enrique se había casado con Ana en secreto el 25 de enero de 1533, incluso antes de que su primer matrimonio fuera oficialmente anulado. La presión había aumentado desde que un niño nacido fuera del matrimonio no sería reconocido por todos como el heredero legítimo del rey. Ana, para entonces muy embarazada, fue coronada reina de Inglaterra el 1 de junio de 1533. Sin embargo, el apoyo del público a Catalina todavía era evidente cuando algunos elementos de la multitud se burlaban de Ana en su camino a Westminster, coreando 'Nan Bullen no será nuestra reina ! ' Anne estaba, sin duda, imperturbable de haber obtenido lo que siempre había deseado mientras viajaba en un carruaje dorado y vestía una túnica escarlata cargada de perlas y joyas, lista para enfrentar su destino.

Ana no era en modo alguno un elemento pasivo de la corte real. Bien educada y creyente en la reforma de la iglesia, patrocinó a eruditos y reformadores, apoyó la distribución de traducciones de la Biblia en inglés e importó y distribuyó libros evangélicos. Fue a través de la influencia de Anne que figuras reformistas como Hugh Latimer y Nicholas Shaxton se convirtieron en obispos. La reina también ayudó a los pobres y fue una defensora de la reforma social.

Anuncio publicitario

El 7 de septiembre de 1533, Ana dio a luz a una hija, Isabel. Habría otros embarazos, pero estos bebés se perdieron, dos por aborto espontáneo (1534 y 1535) y un niño nacido muerto (1536). Henry, una vez más, comenzó a culpar a su esposa por la falta de un heredero varón. La relación real se deterioró cuando la testaruda Ana insultó abiertamente al rey en la corte y susurró en el extranjero que el rey inglés no se había casado más alto que una prostituta común. El destino de Anne estaba a punto de seguir un camino similar al de su predecesor con el ojo errante de Henry ahora en busca de la esposa número tres, una opción realista después de la muerte de Catherine en 1536.

Prueba y ejecución

Cuando el rey descubrió que Anne había tenido una aventura, o tal vez simplemente porque su lujuria ya estaba siendo satisfecha por otra dama de honor en la corte, Jane Seymour, ordenó el arresto de Anne. La reina fue confinada en la Torre de Londres el 2 de mayo de 1536, de manera conmovedora, en las mismas cámaras en las que se había alojado antes de su coronación. El caso contra la reina fue inventado por Thomas Cromwell, probablemente porque Anne no había tenido un hermano varón sano para acompañar a Isabel y el rey se había cansado de su turbulenta relación. Cromwell fue ayudado en su búsqueda de pruebas falsas contra la reina por la fuerte facción pro-Catalina que todavía estaba en la corte, que no había olvidado el trato lamentable de su campeón católico. Solo por si acaso, Cromwell también agregó una gran cantidad de otras cargas. Estos incluían incesto con su propio hermano, Lord Rochford, aventuras con al menos cuatro amantes, intento de asesinato con veneno de su marido e incluso brujería. Una confesión e implicación de otros fue obtenida bajo tortura del músico favorito de Anne, un tal Mark Smeaton, pero Anne misma negó todos los cargos, al igual que todos los demás 'amantes'.

Anuncio publicitario

Creo que conoces bien la razón por la que me has condenado a ser diferente de lo que te llevó a este juicio. Mi único pecado contra el Rey han sido mis celos y mi falta de humildad. Pero estoy dispuesto a morir. Lo que lamento más profundamente es que los hombres que eran inocentes y leales al rey deban perder la vida por mi culpa.

(Jones, 180)

La reina se ofreció a retirarse a un convento si Enrique mostraba misericordia, pero él no lo hizo, su única concesión fue que la reina debería ser decapitada y no quemada en la hoguera como tradicionalmente hacían las brujas. A Anne se le concedió una última solicitud de que viniera un verdugo especializado de Francia que decapitara a Anne con una espada en lugar del hacha habitual, que a veces podía requerir algunos golpes para lograr su terrible propósito. El 19 de mayo de 1536, antes de que cayera la hoja, se decía que Anne había proclamado:

El rey ha sido bueno conmigo. Me ascendió de simple sirvienta a marquesa. Luego me crió para ser reina. Ahora me criará para ser un mártir.

(citado en Philips, 103)

El hermano de Ana y sus amantes acusados ​​también habían sido ejecutados, dos días antes que la reina. La princesa Isabel, como su media hermana María, hija de Catalina de Aragón, fue declarada ilegítima. Todos los rastros de Ana, desde cojines con monogramas hasta retratos, fueron eliminados de todos los palacios reales. En dos semanas, Henry se casó con su tercera esposa, Jane Seymour, y ella finalmente le dio al rey un hijo, Edward, nacido el 12 de octubre de 1537. La tan esperada llegada de un heredero varón provocó saludos, campanas y banquetes. en Inglaterra. Trágicamente, Jane murió poco después y Henry tendría tres esposas más. Cuando Enrique murió de mala salud en 1547, fue sucedido por su joven y todavía único hijo Eduardo VI de Inglaterra (r. 1547-1553) quien, gracias a las guerras y la crisis del primer matrimonio de Enrique, solo heredó un reino empobrecido profundamente dividido. sobre cuestiones religiosas.


¿Qué sentía Isabel I por su madre, Ana Bolena?

Isabel I es recordada a lo largo de la historia como posiblemente la más grande monarca de Inglaterra y la "Reina Virgen", mientras que su madre, Ana Bolena, es probablemente la más calumniada de la historia y la "Gran Puta". Una pregunta curiosa es, ¿cómo se sintió Elizabeth por su madre?

Sus sentimientos hacia su madre definitivamente no provenían de una experiencia personal o buenos recuerdos tampoco, Elizabeth tenía apenas tres años cuando su madre fue llevada a la cuadra, y durante años después de la ejecución de la reina, la corte estuvo llena de calumnias y rumores en su contra. . Ciertamente, Elizabeth era demasiado joven para saber o comprender lo que sucedió durante muchos años después. Pero durante su infancia, Elizabeth fue cuidada por Kat Ashley y Margaret Bryan, ambas instaladas por Boleyn y parecían en deuda con su antigua amante que les había mostrado su favor, y la primera se casó más tarde con una prima de Anne. Lo que sea que esas dos mujeres pensaran de Anne Boleyn se compartió con Elizabeth después de que tuvo la edad suficiente para entender lo que sucedió y formarse una opinión sobre Anne.

Entonces, lo que sea que Elizabeth estaba escuchando sobre su madre en la corte, lo más probable es que la venerara con cariño, pero fue lo suficientemente inteligente como para no decir nada al respecto. Parecía haber establecido esta opinión ya cuando tenía diez años en la pintura 'La familia del rey Enrique VIII', un detalle pequeño pero significativo es que Isabel lleva un colgante inicial de la letra 'A'. Queen Anne had commissioned 'A' pendants to be made during her reign (as well as the famous 'B' pendant) and if that necklace did in fact belong to her, it's quite telling of how Elizabeth thought of her mother. Publicly wearing her pendant and displaying it in a family portrait was more or less what appears to be an act of defiance.

Whatsoever, the most prominent information we have is from Elizabeth's reign. Her closest friends and closest courtiers were her Carey cousins. Philadelphia and Katherine Carey were her favorite maids of honor, and she had an unusually strong bond between her, Katherine and Henry, both of whom she treated with notable informality (she even called the latter 'My Harry') and was spotted laughing and joking with them on various occasions. She also awarded her cousins land and titles, which combined with her close friendship with her cousins, shows us that she thought a good deal about her mother and sought to bring her remaining family closer to her.

All of that might be unconvincing or too irrelevant to showcase her true thoughts about her mother, but The Chequers Ring, a piece of jewelry commissioned by Elizabeth some twenty years into her reign, is the most telling and definitive piece of evidence that Elizabeth fondly revered her mother and no more or less believed in her mother's innocence. Echar un vistazo:

The interior of the ring displays two miniatures, one of Elizabeth, and the other of a fair skinned, oval faced bejeweled woman in a black french hood who can be no other than, Queen Anne Boleyn. From 1575 until her death, Queen Elizabeth I never took the ring off of her finger, and it's definitive proof that Elizabeth loved, respected, and fondly revered her mother, but was smart enough not to explicitly display it throughout her life.

Personally I really admire Anne Boleyn. She was a woman ahead of her time whose only crime was the sex of her offspring and her strong opinions which fared badly with Henry VIII and her enemies at court..


Anne Boleyn’s Decapitation Conversation

sabrina &mdash April 17, 2020

Divorced, beheaded, died. Divorced, beheaded, survived. That’s about the extent most of us know King Henry VIII’s wives, and—let’s face it—grim as they are, the beheadings get all the glory. Anne Boleyn might be the first of the six that comes to mind for that very reason, but did you know that there were reports her head tried to speak after the fatal chop? Are these bogus stories, or is there scientific evidence that a head can remain conscious after it has separated from the body?

Queen for just three years, on May 19, 1536, Anne Boleyn, second wife of King Henry VIII, was executed by beheading within the confines of the Tower of London.

Anne, about 35 years old, was found guilty of high treason. She had been charged with having intimate encounters with five men of Henry’s court—including Henry’s BFF and her own brother. According to the indictments, not only had she slept with these men, but she had also conspired with them to kill Henry. So, whether these indictments were true or not—and many think she was framed, plus Henry wasn’t much of a loyal partner either—off with her head it was!

In Anne’s last moments, she knelt down in preparation for the executioner’s blow, and began to pray loudly. In an instant, the executioner beheaded Anne with a single strike of his sword. Some eyewitnesses reported that Anne’s lips continued to move for several seconds after her beheading. Did she remain conscious? Is that even possible?

The debate comes down to voluntary muscle reactions vs. pure consciousness.

Some believe movements, like Anne’s, are simply the result of the voluntary muscles that control the lips and eyes spasming after a shock. This is probably true for the rest of the body, but the head is home to our motherboard—the brain. With a clean cut like Anne’s, the brain would not have received any trauma and could very possibly continue to function until inevitable blood loss.

How long it could function is really unknown. Studies in small mammals have found that consciousness can last from four to 29 seconds, and we know that that chickens can run around with their heads decapitated for several. This is actually horrifying if you think about it—even just for four seconds. Just count to four and take in everything around you. Now imagine that plus the shock and the panic.

Now, the most famous case of surviving decapitation has already been covered on Cool Stuff Strange Things—that’s Mike the Headless Chicken. Mike survived being decapitated for 18 months. How is this different than what I just presented, you ask? Mike’s not-so-fatal blow cut at an angle through his brainstem, just missing the parts of his central nervous system that control basic functions. A well-placed blood clot also stopped him from bleeding to death.

As for Anne Boleyn’s last words, it was likely a muscle spasm or hyperbole in the Tudor press. Believe It or Not! nobody had thought to even have a coffin on hand for her burial, so an old elm chest from the Tower armory was used. Anne’s head and body were placed in the chest and buried.


Contenido

Mary was probably born at Blickling Hall, the family seat in Norfolk, and grew up at Hever Castle, Kent. [4] She was the daughter of a rich diplomat and courtier, Thomas Boleyn, 1st Earl of Wiltshire, by his marriage to Lady Elizabeth Howard, the eldest daughter of Thomas Howard, 2nd Duke of Norfolk.

There is no evidence of Mary's exact date of birth, but it occurred sometime between 1499 and 1508. Most historians suggest that she was the eldest of the three surviving Boleyn children. [5] Evidence suggests that the Boleyn family treated Mary as the eldest child in 1597, her grandson Lord Hunsdon claimed the earldom of Ormond on the grounds that he was the Boleyns' legitimate heir. Many ancient peerages can descend through female heirs, in the absence of an immediate male heir. If Anne had been the elder sister, the better claim to the title would have belonged to her daughter, Queen Elizabeth I. However, it appears that Queen Elizabeth offered Mary's son, Henry, the earldom as he was dying, although he declined it. If Mary had been the eldest Boleyn sister, Henry would, indeed, have the better claim to the title, regardless of a new grant from the queen. [6] There is more evidence to suggest that Mary was older than Anne. She was married first, on 4 February 1520 [7] an elder daughter was traditionally married before her younger sister. Moreover, in 1532, when Anne was created Marchioness of Pembroke, she was referred to as "one of the daughters of Thomas Boleyn". Were she the eldest, that status would probably have been mentioned. Overall, most historians now accept Mary as being the eldest child, placing her birth some time in 1499. [8]

During her early years, it is most likely that Mary was educated alongside her brother George, and her sister, Anne at Hever Castle in Kent. She was given a conventional education deemed essential for young ladies of her rank and status, which included the basic principles of arithmetic, grammar, history, reading, spelling, and writing. In addition to her family genealogy, Mary learned the feminine accomplishments of dancing, embroidery, etiquette, household management, music, needlework, and singing, and games such as cards and chess. She was also taught archery, falconry, riding, and hunting. [9]

Mary remained in England for most of her childhood, until she was sent abroad in 1514 around the age of fifteen when her father secured her a place as maid-of-honour to the King's sister, Princess Mary, who was going to Paris to marry King Louis XII of France.

After a few weeks, many of the Queen's English maids were sent away, but Mary was allowed to stay, probably due to the fact that her father was the new English ambassador to France. Even when Queen Mary left France after she was widowed on 1 January 1515, Mary remained behind at the court of Louis's son-in-law and daughter, Francis I and Claude. [ cita necesaria ]

Mary was joined in Paris by her father, Sir Thomas, and her sister, Anne, who had been studying in France for the previous year. During this time Mary is supposed to have embarked on sexual affairs, including one with King Francis himself. Although most historians believe that the reports of her sexual affairs are exaggerated, the French king referred to her as "The English Mare", "my hackney", [10] and as "una grandissima ribalda, infame sopra tutte" ("a very great whore, the most infamous of all"). [11] [12]

She returned to England in 1519, where she was appointed a maid-of-honour to Catherine of Aragon, the queen consort of Henry VIII. [13] Mary was reportedly considered to be a great beauty, both at the French and English court.

Soon after her return, Mary was married to William Carey, a wealthy and influential courtier, on 4 February 1520 Henry VIII was a guest at the couple's wedding. At some point, Mary became Henry's mistress the starting date and duration of the liaison are unknown.

It was rumoured that one or both of Mary's children were fathered by the King, [14] although no evidence exists to support the argument that either of them was the King's biological child.

Henry VIII's wife, Catherine of Aragon, had first been married to Henry's elder brother Arthur when he was a little over fifteen years old, but Arthur had died just a few months later. Henry later used this to justify the annulment of his marriage to Catherine, arguing that her marriage to Arthur had created an affinity between Henry and Catherine as his brother's wife, under canon law she became his sister. In 1527, during his initial attempts to obtain a papal annulment of his marriage to Catherine, Henry also requested a dispensation to marry Anne, the sister of his former mistress. [15]

Anne had returned to England in January 1522 she soon joined the royal court as one of Queen Catherine's maids-of-honour. Anne achieved considerable popularity at court, although the sisters already moved in different circles and were not thought to have been particularly close.

Although Mary was said to have been more attractive than her sister, Anne seems to have been more ambitious and intelligent. When the king took an interest in Anne, she refused to become his mistress. [16] By the middle of 1526, Henry was determined to marry her. This gave him further incentive to seek the annulment of his marriage to Catherine of Aragon. When Mary's husband died during an outbreak of sweating sickness, Henry granted Anne Boleyn the wardship of her nephew, Henry Carey. Mary's husband had left her with considerable debts, and Anne arranged for her nephew to be educated at a respectable Cistercian monastery. Anne also interceded to secure her widowed sister an annual pension of £100. [17]

In 1532, when Anne accompanied Henry to the English Pale of Calais on his way to a state visit to France, Mary was one of her companions. Anne was crowned queen on 1 June 1533 and on 7 September gave birth to Henry's daughter Elizabeth, who later became Queen Elizabeth I. In 1534, Mary secretly married an Essex landowner's younger son: William Stafford (later Sir William Stafford). Since Stafford was a soldier, his prospects as a second son so slight, and his income so small, many believed the union was a love match. When Mary became pregnant, the marriage was discovered. Queen Anne was furious, and the Boleyn family disowned Mary. The couple were banished from court.

Mary's financial circumstances became so desperate that she was reduced to begging the king's adviser Thomas Cromwell to speak to Henry and Anne on her behalf. She admitted that she might have chosen "a greater man of birth" but never one that should have loved her so well, nor a more honest man. And she went on, "I had rather beg my bread with him than to be the greatest queen in Christendom. And I believe verily . he would not forsake me to be a king". Henry, however, seems to have been indifferent to her plight. Mary asked Cromwell to speak to her father, her uncle, and her brother, but to no avail. It was Anne who relented, sending Mary a magnificent golden cup and some money, but still refused to reinstate her position at court. This partial reconciliation was the closest the two sisters attained it is not thought that they met after Mary's exile from the king's court.

Mary's life between 1534 and her sister's execution on 19 May 1536 is difficult to trace. There is no record of her visiting her parents, and no evidence of any correspondence with, or visits to, her sister Anne or her brother George when they were imprisoned in the Tower of London.

Mary died of unknown causes, on 19 July 1543, in her early forties.

Mary Boleyn was the mother of:

    (1524 – 15 January 1569). Maid-of-honour to both Anne of Cleves and Catherine Howard, she married a Puritan, Sir Francis Knollys, Knight of the Garter, by whom she had issue. She later became chief lady of the bedchamber to her cousin, Queen Elizabeth I. One of her daughters, Lettice Knollys, became the second wife of Robert Dudley, 1st Earl of Leicester, the favourite of Elizabeth I. (4 March 1526 – 23 July 1596). He was ennobled by Queen Elizabeth I shortly after her coronation, and later made a Knight of the Garter. When he was dying, Elizabeth offered Henry the Boleyn family title of Earl of Ormond, which he had long sought, but at that point, declined. He was married to Anne Morgan, by whom he had issue.

Mary's marriage to William Stafford (d. 5 May 1556) may have resulted in the birth of two further children: [18]

  • Edward Stafford (1535–1545).
  • Anne Stafford (b. 1536?–?), possibly named in honour of Mary's sister, Queen Anne Boleyn.

Mary is featured in the following novels:

  • Brief Gaudy Hour: A Novel of Anne Boleyn by Margaret Campbell Barnes (1949)
  • Ana Bolena by Evelyn Anthony (1957)
  • The Concubine: A Novel Based Upon the Life of Anne Boleyn by Norah Lofts (1963)
  • Anne, the Rose of Hever by Maureen Peters (1969)
  • Ana Bolena by Norah Lofts (1979)
  • Mistress Anne: The Exceptional Life of Anne Boleyn by Carolly Erickson (1984)
  • The Lady in the Tower by Jean Plaidy (1986)
  • I, Elizabeth: the Word of a Queen by Rosalind Miles (1994)
  • The Secret Diary of Anne Boleyn by Robin Maxwell (1997)
  • Dear Heart, How Like You This? by Wendy J. Dunn (2002)
  • Doomed Queen Anne by Carolyn Meyer (2002)
  • Wolf Hall by Hilary Mantel (2009)

Mary has been the central character in three novels based on her life:

  • Court Cadenza (later published under the title The Tudor Sisters) by British author Aileen Armitage (Aileen Quigley) (1974)
  • The Last Boleyn by Karen Harper (1983)
  • The Other Boleyn Girl by Philippa Gregory (2001)

Philippa Gregory later nominated Mary as her personal heroine in an interview to the BBC History revista. Her novel was a bestseller and spawned five other books in the same series. However, it was controversial, since many historians found the work inaccurate in regards to historical events and individual characterizations. [10] For example, Gregory characterizes Anne, not Mary, as the elder sister, and makes no mention of Mary's relationships prior to her affair with Henry. [10] [19]


Anne Boleyn was guilty of adultery, new biography claims

A new biography of Anne Boleyn is set to claim that, far from being framed for adultery, Henry VIII's second queen may not have been innocent of the affairs for which she was sentenced to death.

The widely held view among contemporary historians is that the charges brought against Anne – that she committed adultery with five lovers, including her brother – are too preposterous to be true, and were either trumped up by one political faction to do down another, or invented by Henry as a result of his desire to marry Jane Seymour, after Anne had failed to give him a son. But George Bernard, professor of early modern history at Southampton University and editor of the English Historical Review, believes that the queen could well have been guilty of some of the charges laid against her – or at the very least that her behaviour was such that it was reasonable for Henry to assume she had committed adultery.

Examining a 1545 poem by Lancelot de Carles, who was then serving the French ambassador to Henry's court, Bernard concludes that the poem, entitled "A letter containing the criminal charges laid against Queen Anne Boleyn of England," offers strong evidence that Anne did, in fact, commit adultery. She was accused of "despising her marriage" and "entertaining malice against the king", with her indictment claiming that "by base conversations and kisses, touchings, gifts, and other infamous incitations" she seduced men including the musician Mark Smeaton, chief gentleman of the privy chamber Henry Norris and her brother George, Viscount Rochford, "alluring him with her tongue in his mouth and his in hers". All five men, and Anne, were executed.

De Carles's poem, says Bernard, explains how Anne's affairs came to light, following a quarrel at court between a privy councillor and his sister who, on being accused of promiscuous living, points to "a much higher fault that is much more damaging" in the queen. Bernard identifies the lady as Elizabeth Browne, wife of Henry Somerset, second earl of Worcester, and her brother as the courtier Sir Anthony Browne, and says that clues offered in the poem can be supported by remarks made in contemporary letters.

"It's not that I've discovered the poem for the first time – it's been known to scholars because an edition was printed in the 1920s – but on the whole scholars have dismissed it because it's a literary source," said Bernard, who speculates that a reason for Anne's adultery could have been to try and produce a son for her intermittently impotent husband. "But it seems to me that [it presents] a plausible scenario – we can identify the accuser as the countess of Worcester, and we can link her to the queen."

Of the conclusions he draws from this latest evidence, Bernard says, "It's a hypothesis – not a proof. In a court of law you might not condemn her for the crime, but I don't think you'd acquit her either."

His biography, Anne Boleyn: Fatal Attractions, due out from Yale University Press in April, also disputes the view that Anne held back from sexual relations with Henry until he agreed to make her his queen, claiming that it is "highly implausible". He believes that it was Henry, not Anne, who held back, on the grounds that he wanted their children to be his legitimate heirs. "He would, I suspect, have been astonished and horrified to discover that later generations have supposed he did not sleep with Anne in those years because she would not let him," Bernard says.


How Many Children Did Anne Boleyn Have With Henry VIII?

Anne Boleyn had one child with Henry VIII. This girl, Elizabeth, was born in 1533 and grew up to become Queen Elizabeth I. Boleyn had two other pregnancies, but both of these ended in stillbirth.

When Henry VIII despaired of Boleyn's ability to produce a male heir, he accused her of adultery, incest, witchcraft and treason. Found guilty, she was sentenced to death on May 19, 1536, and her marriage to Henry VIII was deemed invalid. This act stripped Elizabeth of her place in the royal succession. Henry remarried on May 30, 1536 to Jane Seymour, one of the previous queen's ladies-in-waiting. She bore Henry VIII's only living, legitimate son, Edward, who reigned briefly after Henry's death. When Edward VI died, a period of dynastic squabbling took place, setting Jane Grey and Mary I on the throne. Deposing Mary, Elizabeth became Queen of England on Nov. 7, 1558.

List of site sources >>>


Watch the video: Destino y fortuna: La ejecución de Ana Bolena, reina de Inglaterra19 de mayo, 1536Natalie Dormer (Diciembre 2021).